Documental «15M: Málaga Despierta»

Documental15MMalaga

El 15 de mayo de 2011 millones de personas salen a la calle de manera espontánea a partir de una convocatoria por redes sociales de la, hasta entonces poco conocida, plataforma ciudadana Democracia Real Ya. A partir de este día estos ciudadanos y ciudadanas se organizan en las plazas de sus ciudades en una democracia participativa callejera por el procomún, o lo que es lo mismo, haciendo una política desde el pueblo y para el pueblo.

En España se llamó el movimiento de los indignados, en el mundo el movimiento del 99%. El sentimiento fue común en todas partes. Personas que se unen, hartas de acatar los abusos de las clases más poderosas, financiera y política, convencidas de que esta crisis no es solo económica, sino también de valores.

En Málaga, la céntrica plaza de la Constitución fue el escenario de este despertar colectivo que unió a personas de condiciones y generaciones muy diversas. 15M: Málaga Despierta es una de esas miles de historias de un despertar colectivo.

Documental liberado en Creative Commons 3.0 BY – SA con principios copyleft, libertad y espíritu procomún. Toda la info en nuestra web 15mmalaga.cc

¿Te ha gustado? Estamos haciendo una campaña de CROWDFUNDING: www.15mmalaga.cc/goteo

Estrenado el 24 de abril en el VIII Festival de Cultura Libre y el XVI Festival de de Málaga de Cine Español.

¿Para cuándo en tu ciudad? Si quieres organizar una proyección en tu ciudad:

Escríbenos: proyecto15mmalaga@gmail.com

+

Manifiesto “15M: Málaga Despierta” 

http://www.15mmalaga.cc/despierta/

Hace dos años, casi tres después del comienzo de la crisis de 2008, a todos nos llegó a través de las redes sociales una convocatoria de movilización social. Otra más, pensamos muchos. La apatía ya estaba generalizada. Las personas seguían perdiendo su trabajo, sus casas, sus derechos y, obviamente, su ilusión y su energía. Sin embargo, decidimos seguir teniendo esperanza también. Nadie sabía qué iba a pasar aquel 15 de mayo de 2011 en aquella manifestación convocada por DRY, pero, las ganas de apoyar esta convocatoria con el lema “No somos mercancía en manos de políticos y banqueros”, nos pudieron. Pensábamos que íbamos a ser cuatro caras, las mismas de siempre. Pero vimos justo, necesario y urgente salir a la calle para visibilizar que ya no aguantábamos más, que teníamos que actuar. ¡Cuál fue nuestra sorpresa al comprobar que no estábamos solos! Miles de personas habían decidido que estaban hartas también. Tras aquella manifestación llena de frescura, espontaneidad, energía e indignación, algunos se deprimieron pensando que había llegado el momento de marchar. ¿De nuevo una manifestación que no sirve para nada?, ¿de nuevo vamos a volver a casa para seguir callados y solos? Esa organicidad y espontaneidad que acompañó a este movimiento desde el principio desencadenó que un grupo de personas decidieran quedarse en una plaza en Madrid. La madrugada del 16 de mayo de 2011, la luz que miles de personas habían irradiado durante la tarde del 15 seguía latente entre mantas de personas que alimentaban la esperanza de que algo grande podía pasar. Lo demás, ya lo conocemos. Un desalojo violento que generó que aquel acto simbólico de acampada creciera tanto que las plazas de todo un país se llenaron de esperanza. Gente de todas las edades acudía a las acampadas con propuestas firmes, con ganas de trabajar, con ganas de cambiar las cosas. Dormíamos y, de pronto, despertamos. 

En Málaga también despertamos. Fue un martes 17 de mayo. Reaccionamos, como se tiene que reaccionar en estos casos, estando, todos a una y sobre todo, creyendo que por fin era nuestra oportunidad para cambiar el mundo. Al principio algunos sentimos timidez y reparo. No estábamos acostumbrados a hablar en público de cosas que afectaban a nuestra vida cotidiana: economía, política, leyes, derechos sociales… Aprendimos poco a poco, juntos, ayudándonos los unos a los otros.

15M: Málaga Despierta es una historia que ocurrió en Málaga, pero contada con un mensaje universal. El germen es el mismo que el del Movimiento 15M. Nosotros llegamos a la plaza con una cámara y un micrófono para reflejar lo que estaba sucediendo. Y poco a poco nos fuimos convirtiendo en más caras deseosas de aportar su profesionalidad, pero sobre todo su humanidad para contar la historia del despertar de una generación.

15M: Málaga Despierta ya era una semilla la primera semana de la Acampada en Málaga. Llegamos a la plaza para grabar imágenes para Tere, una amiga de Rakesh, que trabajaba en una productora en Madrid y que quería incluir secuencias de la tercera acampada más grande de España. Pero, además de grabar estas imágenes, la primera semana  ya habíamos decidido que íbamos a hacer nuestro propio documental. Y en este nuevo mundo de sinergias, redes y solidaridad llegaron los hermanos de 15m.cc desde Madrid a contarnos que iban a comenzar un proyecto colaborativo y participativo. Hecho con la voz de muchos y muchas. De manera asamblearia. Copyleft. Procomún. Libre. En ese momento pensamos que ese era el código que teníamos que seguir, el mismo que habíamos aprendido en las plazas a partir del 15 de mayo. Así que lo copiamos.

De este modo el equipo de 15mMalaga.cc comienza a contar su propia historia e invita a toda la ciudadanía a poner su aportación en forma de fotografías, vídeos, canciones, creatividad y conocimientos en general. Ha sido un año y medio de mucho trabajo. Con presupuesto cero y mucha creatividad. Con ilusión y energía, pero también con crisis y momentos duros. Pero hemos estado a una, trabajando juntos, y al final hoy podemos decir que 15M: Málaga Despierta es una realidad motivada por el deseo de cambiar las cosas, por las injusticias que a diario conocemos y de las que nos vamos convirtiendo en protagonistas a nuestro pesar, por la solidaridad y las redes que se han creado entre nosotros y nosotras, ahora reunidos para remar en la misma dirección. Hemos despertado y no pensamos volver a dormir. Como dice nuestro querido José Luis Sampedro, padrino de este documental, “hemos recibido una vida, ¡nuestra obligación es vivirla!”

Hemos contado nuestra historia con la ayuda de muchas voces.  Una historia que sucedió en Málaga y que aún no ha acabado: sigue escribiéndose. Una historia con mensaje universal que queremos compartir en muchas ciudades, países y continentes, traspasando fronteras. Sabemos que solo compartiendo podemos seguir construyendo. Sabemos que el famoso “Sí se puede” del 15M puede convertirse en una realidad si trabajamos juntos desde lo local y pensamos en global.

Por eso hoy liberamos este mensaje en la red que esperamos que hagáis vuestro. Para que todo el mundo pueda compartirlo y podamos llegar más lejos. Ese ha sido siempre nuestro objetivo, al igual que la consigna del 15M, “vamos lentos porque vamos lejos”. ¡Sigamos escribiendo juntos esta historia de cambio, que es la nuestra! Desde Madrid, Málaga, Sevilla a El Cairo, Cisjordania, Reykjavik o Bogotá hemos despertado y estamos unidos por cordones umbilicales invisibles. No queremos cerrar los ojos. Hemos comprendido que ahora es el momento de tomar las riendas de nuestra vida y comenzar con un cambio. Nos lo debemos a nosotros hoy, a las generaciones más jóvenes y a las mayores que ya lucharon por nuestros derechos. Así que, sigamos el leit motiv de este movimiento ¡contemos la historia que de verdad queremos vivir!

Be Sociable, Share!
Etiquetas: ,